Blogs: Desde Washington

Noticias

Desde Washington

Por
💬0

La embajadora que no llegó a la Cumbre

 

Cuando el presidente Barack Obama la propuso en julio de 2014 como próxima embajadora de Estados Unidos ante la Organización de Estados Americanos (OEA), la puertorriqueña Mari Carmen Aponte parecía encaminada a estar al frente de esa misión en camino a la VII Cumbre de las Américas, que comienza oficialmente esta noche aquí en Panamá.

Como sucedió con muchas otras designaciones, el Senado, entonces dominado por los demócratas, no tuvo tiempo para finalizar el trámite del nombramiento de Aponte, quien sigue como embajadora estadounidense en El Salvador.

Más de tres meses después de iniciada la sesión 114 del Congreso, a horas del  inicio de la Cumbre de las Américas de Panamá y en momentos en que busca restablecer relaciones diplomáticas con Cuba, el presidente Obama no ha vuelto a nombrar a Aponte a un puesto que todavía está vacante.

La oficina de prensa de la embajada de Estados Unidos en El Salvador refirió cualquier pregunta al Departamento de Estado en Washington, que también ha preferido el silencio.

La abogada Aponte – quien fue directora de la Administración de Asuntos Federales de Puerto Rico (PRFAA) bajo el gobierno de Sila María Calderón y es una de las mejores amigas de la también boricua Sonia Sotomayor, primera persona hispana juez del Tribunal Supremo de Estados Unidos -, ha dirigido la oficina diplomática estadounidense en El Salvador desde 2010.

Después de que el nombramiento inicial como embajadora en El Salvador quedó pendiente y el presidente Barack Obama tuviera incluso que otorgarle una designación temporal, el Senado estadounidense confirmó en junio de 2012 a Aponte como embajadora en propiedad en el país centroamericano.

Antes de su confirmación, como le sucedió en 1998 con otra designación como embajadora en República Dominicana, los republicanos le cuestionaron a Aponte su noviazgo con un empresario de origen cubano, Roberto Tamayo, que frecuentó la sección de Intereses de Cuba en Washington D.C..

Aunque Cuba aún no ha decidido sumarse a la OEA, la organización internacional le quitó la suspensión en 2009. La Cumbre de las Américas de Panamá será la primera en que participa Cuba.

Tras el próximo restablecimiento de relaciones diplomáticas con Estados Unidos,  Cuba debe regresar a la OEA. Lo que nadie parece responder es si el presidente Obama aún considera que la puertorriqueña Aponte debe ser quien les dé la bienvenida.

💬Ver 0 comentario