Blogs: Golpes bajos

Deportes

Golpes bajos

Por
💬0

Esteban de Jesús, ¿al Salón de la Fama?

 

Para confirmar que Puerto Rico es una de las potencias mundiales del boxeo solo hace falta mencionar una cosa: la Isla cuenta con once exaltados al Salón de la Fama del Boxeo Internacional que se encuentra en Canastota, Nueva York.
Y cuando se anuncien, en la primera semana de diciembre, los seleccionados de este año, existen grandes probabilidades de que ese número vuelva a aumentar… quizás por hasta dos miembros adicionales.
Se considera, por ejemplo, que Iván Calderón, el excampeón peso mínimo y minimosca de la OMB, está entre los favoritos para quedar incluido en el grupo de tres ex peleadores de la época reciente que son seleccionados todos los años por un panel de periodistas e historiadores de boxeo en el que predominan los miembros de la Asociación de Escritores de Boxeo de Estados Unidos (Boxing Writers Association of America, BWAA).

Aunque en las votaciones nunca se divulgan los votos conseguidos por cada elegible, extraoficialmente se ha dicho que Calderón quedó cuarto el año pasado, en su primer año de elegibilidad, cerca del Winky Wright, quien se cree que llegó tercero detrás de Vitali Klitschko y Erik Morales, y se le concede la ventaja de que para este año no hay grandes superestrellas entre los nuevos elegibles.
Pero, además, cada año se selecciona también a un ex peleador ‘Old Timer’, una categoría que a su vez se divide en dos: que haya peleado entre 1893 y 1942, y entre 1943 y 1988.
Un año se escoge a un veterano perteneciente a la primera época, y el siguiente -como ocurre ahora- al de la época más reciente.
Y, segַún se ha dicho, entre los favoritos se encuentra el puertorriqueño Esteban de Jesús.

 

‘Vita’ de Jesús amasó en su carrera un récord de 58-5 con 33 nocauts y fue campeón peso ligero del CMB, pero logró su mayor fama gracias a haber sido el primer hombre en derrotar a Roberto ‘Mano de Piedra’ Durán, en la primera de las tres clásicas confrontaciones que hubo de tener con la leyenda panameña.
Pero Esteban, quien peleó entre 1969 y 1980, era adicto a las drogas y tuvo un final trágico: murió a los 37 años en 1989 luego de que se le diagnosticara que tenía sida mientras cumplía en prisión una condena por asesinato.
Hace par de años, cuando le tocó el turno por última vez a la época de 1943-1988, el reconocido historiador boxístico Springs Toledo, de Massachusetts, lo mencionó como gran favorito, aunque eventualmente ese año fue seleccionado Eddie Booker, un welter y mediano que peleó en los años cuarenta y cincuenta.
Toledo, entre otras cosas, escribió en 2015 para la página TheSweetScience.com, la magistral serie de artículos histٕóricos sobre el llamado Cocoa Kid -Herbert Lewis Hardwick Arroyo-, nacido en Mayagüez de madre puertorriqueña y padre norteamericano, lo cual muy probablemente condujo a que fuera seleccionado al Salón el peleador que hizo 244 combates entre 1937 y 1947.

Para este año, Toledo cree nuevamente que De Jesús tiene una gran oportunidad, “aunque yo voté por Tony DeMarco, que aún está vivo”.
Natural de Massachusetts, DeMarco, quien tiene 80- años de edad, amasó como peso welter un récord de 58-12-1 y 33 nocauts entre 1948 y 1962.
“La próxima vez votaré por De Jesús”, agregó Toledo, sin embargo.
En fin, los boricuas que pertenecen al Salón son Sixto Escobar, Carlos Ortiz, José ‘Chegüí’ Torres, Wilfredo Gómez, Wilfredo Benítez, Edwin ‘Chapo’ Rosario, Félix ‘Tito’ Trinidad y Héctor ‘Macho’ Camacho, seleccionados en la votación, como parte de la camada de tres nuevos seleccionados de la época actual que deben escogerse cada año, elegibles luego de que pasen cinco años después de su último combare.
El árbitro Joe Cortez también fue exaltado, al igual que dos legendarios ex peleadores escogidos por la selección del comité de veteranos: Pedro Montañez y, por supuesto, Cocoa Kid.

Como sea, es un número impresionante. Países de mucha más población y también de larga tradición boxística, como México, Francia, Argentina y Japón, tienen 15, cinco, cuatro y tres, respectivamente.

 

 

 

El autor formó parte de la redacción deportiva de El Nuevo Día de 1981 a 2008 y es el autor de San-Tito, sobre la carrera de Tito Trinidad y de la novela El último kamikaze, ganadora del certamen del Instituto de Cultura Puertorriqueña en 2016.
(ceuyoyi@hotmail.com).
En twitter, Ceuyoyi, en Facebook, Jorge L. Prez

💬Ver 0 comentario