Blogs: Trumpstorming

💬0

Pierluisi desplaza la culpa hacia la administración Trump

En la Vista de Confirmación para el puesto de secretario de Estado que realizó la Cámara de Representantes de Puerto Rico, Pedro Pierluisi indicó que los atrasos en la respuesta o la recuperación pos huracán María se deben a la burocracia del gobierno federal. No hizo críticas al gobierno de Puerto Rico; jugó la mano de culpar al gobierno federal mediante omisiones de los errores, la negligencia y los atrasos estatales. Fue cauteloso para evitar críticas a quien lo seleccionó para el puesto de secretario de Estado, como si se tratara de una puesta en escena en la que Pierluisi representa el papel protagónico de “Ricky 2.0”.  Sus palabras exactas, en respuesta al representante (del PNP) Urayoán Hernández Alvarado, fueron las siguientes: “Aquí se ha criticado la respuesta del gobierno de Puerto Rico luego de María, pero yo creo que quien tiene más responsabilidad, en que la respuesta o la recuperación no fuera tan rápida, es el gobierno federal. Y usted mencionó FEMA, y es que han puesto demasiadas trabas, a nivel de la documentación, tanto para la ciudadanía en general, como para nuestro gobierno”.

Pierluisi le da continuidad a la agenda de Ricardo “Ricky” Rosselló en asuntos como mantener la regulación excesiva a la portación y posesión de armas de fuego —dice que no conoce el proyecto del Senado 1050 sobre nueva Ley de Armas y que no quiere fomentar la proliferación de armas—, el pago del bono de Navidad a empleados públicos, el jugar al good cop y al bad cop con la Junta de Supervisión Fiscal (JSF) —para quedar como el “bueno” en los momentos que la Junta haga recortes a las pensiones u otro tipo de recortes—, el no despedir a empleados públicos —la práctica de proteger a las “vacas sagradas” y del clientelismo político—, el contratar a empleados públicos en periodo electoral —Pierluisi quiere sustituir consultores con empleados permanentes (así lo comunicó a preguntas del representante Gabriel Rodríguez Aguiló)—, la “transformación” de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) mediante alianzas público-privadas para el servicio de transmisión y distribución de energía, las alianzas público-privadas para diversos servicios —como el servicio marítimo  a Vieques y Culebras (cuyo riesgo no es recurrir al sector privado, sino la manera como se otorgan los contratos)—, eliminar el carbón como fuente de generación de energía y moverse a fuentes de energía renovable, el hacer promesas de mejorar los salarios y beneficios a los policías —aunque en la práctica se quede en retórica—, el oponerse a la eliminación de municipios y a la consolidación mediante condados, el enmendar el Plan Fiscal del gobierno de Puerto Rico y considerarlo un documento “vivo”, entre otros. En fin, dijo que le va a “dar continuidad a todos los proyectos y buenas obras de la administración actual, que son muchos” —en referencia a la administración de “Ricky”—. Estas expresiones fueron en respuesta al representante del Partido Popular Democrático (PPD) Rafael “Tatito” Hernández. Quiere decir que Pierluisi se comprometió con “Ricky” para sucederlo y dar continuidad a su agenda.

Varios representantes le preguntaron a Pierluisi si otorgaría un indulto a “Ricky”, pero su respuesta fue ambigua. No quiso contestar de forma categórica ni decir si en un escenario hipotético, le daría un indulto al exgobernador. Es de esperar que esto fuera tema de conversación entre Pierluisi y “Ricky”, aunque no lo hagan saber públicamente. Hay cosas que se caen de la mata, pero no se dicen, porque son inmoralidades y no conviene ante la opinión pública.

En cuanto a la relación del gobierno de Puerto Rico con la Casa Blanca, Pierluisi le contestó a la representante Yashira Lebrón Rodríguez (del PNP) que él tiene un estilo moderado y que puede comunicarse bien con la administración Trump. En ese momento, no quiso parecer anti Trump, porque debía parecer armonioso y dispuesto a mejorar la comunicación con el presidente de EEUU, Donald Trump, y con el gobierno federal. Su objetivo era demostrar que puede agilizar el desembolso de fondos federales y ganarse la confianza de Washington, DC.

Sin embargo, en el juego de las ambigüedades y los doble discursos, Pierluisi culpa al gobierno federal por la lenta recuperación de Puerto Rico luego del paso del huracán María. Por un lado, necesita ganarse la confianza de la administración Trump; por el otro, quiere agradar a “Ricky” y a los representantes del Partido Nuevo Progresista (PNP). Es un político hábil en el arte retórico del decir lo que quieren escuchar. Sabe hablarle a las gradas.

 

💬Ver 0 comentario