Blogs: Equilibrio

💬0

Vamos a la ONU

El próximo lunes, 20 de junio, acudiré a las vistas del Comité de Descolonización de las Naciones Unidas. Iré con mi amigo Brayan Sánchez y en calidad de joven ciudadano puertorriqueño indignado con las más recientes actuaciones de los Estados Unidos con Puerto Rico. Acompañaré a la delegación de Puerto Rico, que comparecerá en dicho foro para defender, proponer y encausar una vía de descolonización y autodeterminación para nuestro país. El caso de Puerto Rico ha sido escuchado en un sin número de ocasiones en las Naciones Unidas; no así atendido. En 1953 dicho foro internacional aprobó la Resolución 748, que excluía a Puerto Rico del listado de colonias del mundo. Dicha acción se ejecuta debido a que en 1952, nosotros los puertorriqueños habíamos aprobado un estatus emanado de la voluntad democrática nuestra y, a su vez, estructuramos un gobierno propio regido por una constitución igualmente ratificada por nosotros mismos.

logo-naciones-unidasP279

Ambas acciones pueden tener una multiplicidad de argumentos. Los mismos pueden ser tales, como que el congreso enmendó nuestra Constitución previo nuestra aprobación democrática y que el Estado Libre Asociado, por estar sujeto a los poderes plenarios del Congreso, que igual significaba estar sujeto a la cláusula territorial de la Constitución estadounidense, es por consiguiente estar preso de una territorialidad que tiene claramente un alto nivel de déficit de democrático. Dichos argumentos fueron históricamente elaborados, por políticos y miembros de la academia de Puerto Rico, pero nunca así por algún foro de los Estados Unidos.

Sucede que ahora Estados Unidos, que por décadas nos tuvo a la merced de un limbo jurídico, habló. Tan reciente como la semana pasada, las tres ramas de gobierno de los Estados Unidos de Norteamérica nos dijeron, a nuestras mismas caras, que somos mera propiedad de ellos y que, como dueños nuestros, la única salida es imponernos una Junta de Control Fiscal anti-democrática, colonial y humillante a la dignidad puertorriqueña.

El Tribunal Supremo federal, en el caso de Pueblo v. Sánchez Valle, indicó, de manera clara y explícita, que el poder superior en Puerto Rico emana del poder federal estadounidense y no del propio poder local del ELA. Esto significa que no tenemos soberanía o autoridad local para procesar a personas acusadas en el foro federal, y que a su vez hayan cometido delito o violado leyes del ELA. Como si eso fuera poco, el pasado lunes bajó la decisión de la quiebra criolla, en la cual establece que Puerto Rico, como está sujeto al poder plenario del Congreso, tiene que ser éste quien en la materia de quiebra legisle para Puerto Rico, marcando así un precedente jurídico nuevo. Además, recordemos que en 1984, fue el Congreso quien nos excluyó del Capitulo 9 de Quiebra Federal. Por lo tanto, hoy el ELA no puedo crear su propio remedio legal para reestructurar su deuda de 72mil millones de dólares.

ERG_4836-1

En cuanto los poderes Legislativo y Ejecutivo, sabemos que tanto demócratas y republicanos solo tienen una respuesta para nosotros: PROMESA. Inclusive, el “amigo de Puerto Rico”, el presidente Obama, pidió a la delegación demócrata de la Cámara que le votara a favor a la nefasta y descarada legislación que crea la Junta de Control Fiscal.

Puerto Rico está solo. Nosotros somos un pueblo que por más de 50 años cumplimos fielmente el convenio con los Estados Unidos creado en 1952 con el establecimiento del Estado Libre Asociado. Hoy vemos como el otro lado de la mesa de acuerdos incumple y violenta su responsabilidad contraída con nosotros. Llegó el momento de denunciarlo ante la comunidad internacional.

Tal vez una iniciativa que se pueda ejecutar en las Naciones Unidas sea la de aumentar nuestra lista de aliados. Creo que definitivamente es la mejor manera para ejercer presión y generar una discusión seria en la comunidad internacional en cuanto al caso de Puerto Rico. La patria hoy, más que antes, producto del abandono de nuestros socios de más de un siglo y ante el bochornoso papel de aceptación jugado por varios líderes locales, tiene que ser defendida por quienes reafirmamos nuestra nacionalidad puertorriqueña y deseamos ver elaborada y adelantada la autodeterminación de nuestro país.

1952_-LMM-iza-bandera-2

Acudiremos una delegación de hombres y mujeres que tenemos un deseo profundo y genuino de terminar permanentemente con la época del coloniaje en Puerto Rico. Más allá de lo que cada quien o como cada cual piense al respecto, las últimas actuaciones de los Estados Unidos con Puerto Rico hay que denunciarlas y es un imperativo encontrar aliados y elaborar una solución. De frente y con un alto espíritu de dignidad y juventud, acudiremos a pedir que la Asamblea de las Naciones Unidas retome la discusión de Puerto Rico. De igual forma, por último y jamás menos importante, incluiremos en nuestro reclamo la excarcelación del preso político puertorriqueño Oscar López Rivera.

 

La consigna es clara; ¡Autodeterminación Ya!

#Equilibrio #Política #Juventud 

Twitter: @mcalderoncerame

Facebook: https://www.facebook.com/profile.php?id=504600185

Instagram: manuelpr4

 

💬Ver 0 comentario