Blogs: Así las cosas…

Politica

Así las cosas…

Por
💬0

La Junta y el desmantelamiento de la UPR

La Middle States Comission on Higher Educaction (MSCHE) puso el jueves a los 11 recintos de la Universidad de Puerto Rico (UPR) en estado de “show cause” o “mostrar causa”, algo así como un aviso de huracán categoría 5. En otras palabras, si la UPR no presenta los estados financieros auditados al 30 de junio de 2017, la universidad como la conocemos hoy cesará de existir: perderá sus acreditaciones, lo que restará valor a sus diplomas, grados y ofrecimientos académicos. Tampoco podrán optar los estudiantes por ayuda económica federal para culminar sus estudios. Ciertamente, un escenario más grave que el traslado de Hamilton al Centro de Bellas Artes de Santurce. La Middle States presenta preocupación específicamente por el incumplimiento del Standard VI de Planificación, Recursos y Mejoras Institucionales. Precisamente las áreas más afectadas por las medidas de austeridad impuestas por la Junta de Control Fiscal (JCF), provocando el desmantelamiento del principal proyecto de movilidad social del país.

El Standard VI de la MSCHE tiene que ver con los recursos disponibles que tiene la UPR para llevar a cabo su misión y que le permitirán en el futuro funcionar de manera optima según sus metas establecidas. Entre los criterios de este Standard se encuentran los siguientes: objetivos institucionales tanto para la UPR en general como para los recintos; un proceso presupuestado alineado a las metas de la universidad; recursos físicos, humanos y de infraestructura técnica para apoyar sus operaciones; plan de manejo de facilidades, entre otras cosas. Como podemos observar, la MSCHE se interesa por la utilización de los recursos disponibles y busca que estén alineados con la oferta académica de la Universidad. Todas estas áreas son en donde la JCF pretende aplicar los recortes más drásticos.

Según el Plan Fiscal certificado por la JCF, además de los aumentos desproporcionales en la matrícula y en las cuotas, se establece un plan de consolidación administrativa de la universidad en 4 recintos. Sobre esto último nadie sabe nada y no se ha vuelto a hablar, lo que ha creado incertidumbre en la comunidad universitaria, y posiblemente es parte del aviso que coloca la MSCHE, ya que no hay un plan de integración concreto de dichos recintos. El plan fiscal contiene una reducción de personal de 21% para el año 2021 y 21% en la platilla de empleados temporeros para el 2022. Además de la eliminación de Sistema de Retiro de la UPR y la reducción de las aportaciones patronales. También se le quita cerca de $300 millones en aportaciones del gobierno para el 2023 y $30 millones adicionales en recortes. Ninguna institución puede sobrevivir un golpe como este y las medidas de la Middle States deben servir como advertencia ante esta debacle institucional, producto de la obstinación de la JCF.

Para colmo, la noticia del anuncio de la MSCHE fue recibida con cierto grado de cinismo por parte de la JCF. La Sra. Natalie Jaresko indicó: “Me preocupa terriblemente. Yo no quiero que la Universidad pierda su acreditación”. La Junta ahora está preocupada, cuando son ellos los responsables del estado de indefensión al que han sometido a la Universidad a través de la certificación de un plan fiscal irresponsable en términos económicos y deficiente en términos administrativos. La JCF y su obstinación ideológica hacen de la UPR una institución débil a merced de los buitres que merodean, no necesariamente sus recintos o instalaciones físicas, pero sí su “clientela” potencial.

Así las cosas, el señalamiento de la MSCHE sobre ese estándar en particular dice claramente que no son los estudiantes y su activismo en favor de una UPR pública y de excelencia los causantes de los problemas de acreditación en los 11 recintos. Todo lo contrario, es la JCF la que por su obsesión ideológica y su interés de que cobren los bonistas hasta el último centavo, los instigadores de esta crisis institucional y el desmantelamiento de nuestra Universidad. Tampoco ayuda una administración indolente e incompetente que no ha dado a respetar a la UPR y que no tiene un norte definido. Nos tocará recoger los pedazos de un proyecto universitario mutilado.


Búscame en Facebook: Rafael Tirado Rivera

Sígueme en Twitter: @rtirado

Regístrate aquí: http://bit.ly/2Fd3FF3

💬Ver 0 comentario