Blogs: Golpes bajos

Deportes

Golpes bajos

Por
💬0

Un prospecto llamado Heliot

 

Esta es una historia de tres hermanos maunabeños.
El mayor de ellos, Héctor Ramos, de 25 años, apodado Pito, es un destacado futbolista profesional que actualmente milita con el Puerto Rico FC, el equipo de Carmelo Anthony, en la North American Soccer League.
El segundo, Henry Ramos, de 24, es un jugador de los bosques con seis años de experiencia en el béisbol organizado que recientemente firmó como agente libre con los Dodgers de Los Angeles y fue invitado al campo de entrenamiento del equipo grande, con oportunidades de luchar una posición en las mayores.
Perteneciente a los Indios de Mayagüez en la liga invernal, está jugando actualmente como refuerzo de los Criollos de Caguas en la serie final contra los Cangrejeros de Santurce.
Finalmente, llegamos al caso del menor de los tres, Heliot Ramos, un jardinero central de 17 años de edad que ayer sábado, como parte del equipo de los Potros de Las Lomas (Río Piedras), conquistó el campeonato nacional de la Doble A Juvenil, al completar la barrida en tres juegos sobre los Azucareros de Yabucoa en un partido celebrado en el estadio Yuyo Cora, de Humacao.

heliots padres

Heliot en acción y junto a sus padres. (Fotos suministradas).

 
Y todo indica que Heliot se encamina a seguir los pasos de sus hermanos como atleta profesional de primer orden: los numerosos escuchas de Grandes Ligas que presenciaron los juegos de la final de la Juvenil lo catalogan de ‘prospecto’, con altas posibilidades de ser seleccionado en las primeras rondas del ‘draft’ de junio.
No es difícil ver el por qué: es un bateador derecho de fuerza, que ha disparado jonrones tanto en la semifinal contra Humacao como contra Yabucoa luego de promediar .407 con un jonrón y 13 remolcadas en 59 turnos durante la campaña regular, cuando el equipo tuvo el mejor récord de la liga con marca de 19-0.
Pero también es un excelente jugador defensivo que se desempeña en el jardín central y lideró a su equipo con siete bases robadas.
La publicación especializada en béisbol, Baseball America, le colocó 24 en su lista de los 100 mejores jugadores de escuela superior en noviembre pasado.

 
Pero Heliot, natural del Barrio Matuyas Alto de Maunabo, no está muy pendiente de nada de eso en estos momentos.
“Yo sé que se supone que me vaya alto en el ‘draft’, pero, si no me va bien, ya tengo beca para jugar en la FIU (Florida International University)”, comentó, mencionando a la prestigiosa institución que es una potencia del béisbol colegial estadounidense, sirviendo de trampolín para numerosos jugadores de Grandes Ligas… Mike Lowell entre ellos.
Al igual que sus hermanos, Heliot, hijo de Agapito Ramos, quien llegó a jugar hasta Doble A Juvenil y Big League en su juventud y jugó sóftbol “hasta los otros días”, según su hijo, practicó varios deportes mientras crecía en Maunabo.
“La temporada de béisbol era corta”, dijo, “y, cuando se acababa, íbamos a jugar baloncesto y luego ‘soccer’.”
Pito derivó decisivamente hacia el fútbol luego de sufrir una lesión que le impidió seguir jugando béisbol, según su hermano.
“Cuando tenía 16 o 17 años se lastimó el brazo”, dijo Heliot. “Como lo que a él le gustaba era lanzar, entonces se fue a jugar fútbol”.

 
Heliot, entretanto, fue reclutado para jugar con la poderosa organización peloteril de Las Lomas cuando tenía 12 años, luego de atraer el interés del creador de la misma, Willie Ronda (fallecido en 2013), tras participar con una selección de Puerto Rico en un mundial celebrado en México.
Desde entonces ha escalado en las distintas categorías con Las Lomas, ganando campeonatos de Puerto Rico en los 13, 14 y 15 años de la Boy’s Baseball con equipos que llegaron terceros en el mundo en los 14 años y subcampeones mundiales en los 15.
Y desde el año pasado, cuando los Potros de Las Lomas se afiliaron a la academia de béisbol LCA (Leadership Christian Academy), de Guaynabo, Heliot, debidamente becado, comenzó a cursar su cuarto año de escuela superior luego de haber estudiado antes en la escuela superior Alfonso Casta Martínez, de Maunabo.
Y esa calidad acumulada se vio en el terreno el sábado pasado.
“Este es un equipo que tiene tanto talento como si fuera un equipo de liga menor”, dijo Heliot, “además de que llevamos muchos años jugando juntos”.
Dirigidos ahora por Jaime Muñoz, quien trabaja como ‘coach’ con los Gigantes de Carolina de la Liga Invernal, los Potros, según los escuchas que acudieron a los juegos, contaron este año con numerosos prospectos que podrían parar en el ‘draft’ de este año… o de los próximos años.

 
El propio Heliot los enumerֶó: los lanzadores Jorge Benítez, Christian Collazo, Jan Figueroa y Enrique Cotto, siendo seleccionado este último como Lanzador del Año de la Liga; y los bateadores Julio Carrión, Ian Matos, Luis Vázquez. Jonathan Nieves… en fin, casi el equipo completo, incluyendo al tercera base Edwards Guzmán, jr. y el inicialista-antesalista y receptor Xavier Valentín, hijos de los exbig leaguers Edwards Guzmán y Javier Valentín, respectivamente.
Solo queda una duda: ¿de dónde sale su nombre, escrito con H?
“Eso viene de mami (Norma Patrón), que es medio maniática con esas cosas”, dijo Heliot, riendo, al repetir algo que sin duda había explicado demasiadas veces.
“Ella quería que los tres tuviéramos nombres que empezaran con H, y como ya tenía a Héctor y a Henry…”.

 

 

El autor formó parte de la redacción deportiva de El Nuevo Día de 1981 a 2008 y es el autor de San-Tito, sobre la carrera de Tito Trinidad. Acaba de publicar su primera novela, El último kamikaze, ganadora del Premio Nacional de Novela del Instituto de Cultura Puertorriqueña.
(ceuyoyi@hotmail.com).
En twitter, Ceuyoyi, En Facebook, Jorge L. Prez.

💬Ver 0 comentario