Blogs: Desde Washington

Uncategorized

Desde Washington

Por
💬0

El próximo estudio sobre las 2,975 muertes

Una vez publicado el estimado oficial para el gobierno de Puerto Rico, la Universidad George Washington (GWU) está decidida a llevar a cabo la segunda etapa del estudio sobre las 2,975 muertes ocurridas como consecuencia del huracán María.

La primera parte se conoció el pasado martes, después de que el gobierno de Puerto Rico, que no supo contar sus muertos, encomendó al Instituto Milken de Salud Pública el análisis oficial.

Inicialmente, hubo algunas dudas de cuales eran las intenciones al dejar la investigación y el conteo de los muertos en manos de GWU. Después del gobierno minimizar el asunto y cuestionar las investigaciones periodísticas, era natural que hubiese sospechas.

Pero, GWU ha ofrecido un análisis que a todas luces supera las proyecciones del propio gobierno de Puerto Rico, es decir los datos fríos del Registro Demográfico. Probablemente, nadie quedó más sorprendido que el gobierno de Ricardo Rosselló.

“Sabíamos que no había buenas noticias”, dijo el profesor Carlos Santos Burgoa, principal investigador de GWU para este estudio, cuando habló del día que fue a llevarle a Rosselló el lunes 27 de agosto los resultados de la investigación.

La magnitud de la catástrofe era evidente desde el primer día. En términos de vida  humana, ha quedado corroborada, en medio de la falta de solidaridad del presidente de EE.UU., quien cuando fue a Puerto Rico dijo que la devastación en la Isla no era una catástrofe real y no acaba de hacer alguna expresión de dolor.

Ahora, sin embargo, los investigadores del Instituto Milken de Salud Pública de GWU quieren poner en marcha el análisis que termine la investigación y, en lo posible, ofrezca los nombres de los muertos y las causas específicas de su fallecimiento.

Se escucharon algunas voces tratando de proyectar que el informe inicial de GWU cerraba este debate. En realidad, la investigación – con sus luces y sombras-, apenas comienza.

El gobierno de Puerto Rico no se ha comprometido a apoyar financieramente la segunda etapa de la investigación de GWU. Pero, de acuerdo al doctor  Santos Burgoa, principal investigador del estudio de GWU, ya han llevado sus propuestas a otras instituciones, en busca de respaldo.

Ha tardado un año tener un conteo oficial adecuado de las muertes ocurridas a causa del ciclón María. El profesor Santos Burgoa considera que puede tomar un año más llevar a cabo el análisis individual de cada muerte. La idea es ver hasta donde se puede hacer un listado oficial.

GWU ha indicado que el estimado de muertes no cambiará.

Pero, su equipo considera mandatorio tratar de hacer constar quienes fueron los muertos y las causas del fallecimiento – tomando en cuenta la falta de acceso a electricidad, servicios de salud y transportación-, para ayudar al gobierno de Puerto Rico y a cualquier que quiera escuchar a atender mejor próximas emergencias.

Más aún, la decana de la Escuela de Salud Pública de GWU, Lynn Goldman, indicó que el período bajo estudio termina el 28 de febrero de 2018, porque la petición del gobierno de Puerto Rico fue estimar el exceso de muertes entre septiembre de 2017 y febrero de 2018, Pero, las limitaciones en el servicio de energía eléctrica se extendieron después de marzo. A su juicio, ese es un análisis que otros investigadores pueden querer hacer.

En el caso del gobierno de Puerto Rico ha resaltado además que el estudio subraya la falta de preparativos para lidiar con un huracán que fuera de mayor envergadura que un ciclón categoría 1, que supone vientos máximos de 95 millas por hora.

Es decir no había planes ni para hacerle frente – tres décadas después-, a un huracán como Hugo, que en 1989 entró a la Isla como un ciclón categoría 3, lo que supone vientos entre 111 y 129 millas por hora.

💬Ver 0 comentario